.


Ayer

Ayer me levanté tarde. Eran casi las 11 de la mañana cuando abrí los ojos.Casi las doce cuando me digné a salir de mi cuarto. Almorcé, comi lo que me toca comer en esa dieta que hago y decidí que no podía seguir quedándome en casa.Me fui a caminar.Llegué a tener planes con esa caminata que como unico rumbo tuvo Catia. Podía haberme ido en carrito, pero decidí dar más vuletas y me llegué hasta el Metro que me depositó en la Avenida Sucre.Gato Negro, allí enfrente del Parque del Oeste, de la Upel, del Museo Cruz Diez. Me quité los audifonos en los que sonaba Joaquin Sabina para escuchar a mi alrededor con plenitud. Había menos ruido del que yo esperaba.Caminé en dirección a la autopista.Estuve tentado a bajar caminando a ver hasta dónde me llevaban mis pies. Pero el inclemente sol que había hizo que desechara la idea. Eso y no tener una camara a mano.


Seguí caminando hasta que la avenida Sucre tocó su fin. Noté que en la Avenida Sucre, al menos en esa parte los buhoneros vendian sobre todo comida.platanos, frutas,yucas. No tanto como los cercanos a mi casa o los que estaban cerca del metro Gato Negro que venden cualquier tipo de bagatela. Luego caminé por la primera calle perpendicular que conseguí para doblar luego a la izquierda y conseguirme con el Boulevar de Catia, justo por dónde está el Mc Donalds. Eso si que era una feria de cosas en venta. Vi una zapateria que decia vender zapatos de goma a cinco mil bolívares.Seguí caminando por allí hasta que llegué a la Plaza Perez Bonalde y subí un poco más. Me llamó la atención ver varias muchachas casi niñas embarazadas. También el niño que dormía placidamente sobre la mesa junto a corotos que su madre vendia. Cuando me topé con la policia doblé a mano izquierda.Yo a la policia siempre de lejitos.Manías de uno que siempre los tuvo de enemigo.
Caminé un par de cuadras más y bajé . La verdad estuve caminando, buscando sin buscar Los Flores de Catia. Supongo que caminé mal porque nunca me tropecé ni con el JEsús Obrero ni con la calle dónde vivía mi abuela cuando chico.Quería ver que había sido de esa casa. La verdad yo debo tener más de 10 años sin pasar por allí. Y cuando chico siempre me llevaban.

Caminaba por una paralela a la calle Colombia hasta que doblé ahora a la derecha para tropezarmela y caer finalmente a la Plaza Catia y de nuevo a la Avenida Sucre.Habia menos sol.También mucho más carros y camiones.

Metro de nuevo, Sabina de nuevo.Cuando me bajo del metro ( o será me subo) son las cuatro de la tarde.Estuve poco más de dos horas caminando.Reflexionando. Pensando cuales sería mis próximos pasos. Compré el Tal Cual que no conseguí en toda Catia y mi papá me había pedido que se lo comprara y compré también las fresas que mi mami necesitaba y un dvd que pensaba ver en casa. Pero cuando me conecté, mi hermano Y me propuso ir un rato a la Tasca de Juancho. Y allí estuve como desde las cinco hasta las nueve de la noche,tomé por segunda vez en mi vida vodka. Juancho sigue siendo un lugar en el que uno está como en casa. Atención demasiado especial. Luego terminamos en una tasquita de mala muerte en la candelaria hasta casi la media noche.Cuando llegaba a casa recibí el mensaje de Rss. Fin del cuento.


1 Responses to “Ayer”

  1. # Anonymous LuisCarlos

    Este es un comentario diseñado para no comentar sobre el mensaje esperado del que es mejor que no se comente nada por esta vía.
    Porque eso fue ayer.  

Publicar un comentario

Enlaces a este post

Crear un vínculo


Web Este Blog
Twitter Party Badge
  • web tracker a href="http://bitacoras.net" title="Conoce más de las bitácoras">Conoce más de las bitácoras Get Firefox! BloGalaxia BloGalaxia Movimiento en apoyo del idioma español en Internet


XML

Powered by Blogger

make money online blogger templates



© 2006 . | Basado en un Blogger Templates by GeckoandFly.
El contenido de este blog puede ser reproducido siempre que se cite la fuente, se mantenga el texto original y no sea para fines comerciales.Debe mantenerse este texto.